KAUNERTALER GLETSCHERSTRAßE (por Prutz)

El Kaunertaler Gletscherstraße es una bellísima carretera que conduce al glaciar de Kaunertal, en la región del Tirol austríaco. La vía de peaje -excluidas bicicletas- remonta el valle hasta coronar en las instalaciones de esquí, a una altura de 2750 m.
Con un espléndido trazado panorámico, desde el punto de vista cicloturista representada todo un reto, ya que partiendo de la localidad de Prutz es la escalada con más desnivel de Austria, con alrededor de 2000 m.
La longitud desde la localidad citada es de 38,7 kms. con una media del 5%. Los últimos 12 kms. son realmente exigentes, con porcentajes entre el 8-11% de media. Asimismo cabe tener en cuenta la altura astronómica, siendo la sexta ascensión asfaltada más alta de Europa.

La escalada se ha realizado varias veces en competición, concretamente, como no podía ser de otra manera, en la vuelta a Austria. El valle está cerca de otros valles paralelos hacia el este que pudimos ascender como el Pitzaler o el Ötzaler, destacando el passo Rombo y la dura subida al glaciar (Rettenbachferner y Tiefenbachferner).
Resultado de imagen de Kaunertaler Gletscherstraße altimetria
Fuente: cyclingcols.com
Los primeros kms., partiendo de Prutz son suaves. Zona con mucha densidad de vehículos a motor que conforme vamos ascendiendo va disminuyendo.
En este primer tramo sortearemos dos túneles, siendo el segundo una larga rampa con medias cercanas al 10% con picos al 12%. Decrece la pendiente al llegar al desvío de Nufels, bonita población incrustada en la ladera izquierda de la montaña.
Pasado el km. 9 realizamos la primera zona cómoda. Un falso llano de algo más de tres kms. en los que sorteamos las localidades de Vergöschen, Unterhäuser y Feichten hasta aproximarnos al peaje.
Desde el cruce de la vía 180, en el valle del Eno, la orientación de la Kaunertalstraße realiza un semicírculo hacia el oeste para seguidamente continuar por el valle del río Fagge hasta el glaciar Kaunertal, al sur del Weißseespitze (3044 m.).
Aproximadamente en el km. 13 llegamos al peaje. La calidad del trazado es el mismo -buen asfalto- pero si que disminuye la anchura de la pista. Los porcentajes se van elevando paulatinamente.
Dejamos atrás las poblaciones para introducirnos en zona boscosa de alta montaña, transitando por un valle relativamente cerrado entre ladera y ladera.
La vía cuenta con marcadores km. a km. y también de las diferentes curvas (con su elevación) que tenemos que realizar hasta coronar. Aunque no sea tan famosa si que la vía tiene características similares a la Grossglockner Hochalpenstrasse.
A los pies del embalse de Gepatsch (Gepatsch Stausee), nos encontramos en la curva número 29 a una altura de tan solo 1641 m. Aún nos queda un mundo para coronar.
Una vez remontado el pantano tenemos referencia visual tanto del agua acumulada como del glaciar a lo lejos. Los dos km. realizados hasta la presa son realmente duros (9-11%), después de realizar las primeras 4 curvas indicadas del trazado.
Sin embargo, tendremos tiempo de recuperar algo de fuerzas y disfrutar del marco incomparable los siguientes 5 kms. ya que los porcentajes son apenas inexistentes.
La pista, como vemos en las imágenes, va paralela al embalse. En la otra ladera del embalse divisamos otra vía que se unía una vez concluido el pantano. De nuevo hasta coronar la vía se vuelve a ensanchar.
Hasta el momento la dureza ha aparecido en diferentes tramos pero no de forma continuada. Apenas llevamos 900 m. de desnivel y hay que recordar que la cima se encuentra a 2750 m. A unos 12 kms. para coronar comienza el calvario.
La vía se eleva agresivamente con una rampa de algo más de un kms. con porcentajes medios entre el 10-12% pero desacelera algo al llegar al hotel restaurante de Gepatschhaus (1870 m.) con una zona de descenso.
Atravesamos el incipiente río Fagge para realizar el que quizá sea el sector más duro de la ascensión, con medias entre el 9-11% los próximos 2 kms (a unos 10 kms. para coronar).
Enlazamos diferentes curvas de herradura en una zona muy expuesta al viento. Hacia el sur no podemos de dejar de mirar la belleza del glaciar de Kaunertal y al mismo tiempo, hacia el norte, la encanto del embalse visto desde la altura.
Al pasar la curva Helmut Sterzinger (2117 m.) -a 11 curvas para coronar- llegamos a una zona algo más cómoda donde se encuentran los primeros remontadores de la pista de esquí (Ochsenalm).
A unos 6 kms. para coronar aproximadamente nos sorprende el tramo más duro de la ascensión. Algo menos de un km. por encima del 11% de media. Los 5 kms. siguientes hasta uno para coronar tienen una media superior al 9%.
Este sector espectacular consta de 4 curvas de herradura enlazadas, con un paisaje rocoso sin apenas vida junto a pequeñas clapas de nieve que aún no se han desecho.
A 3 kms. para coronar entramos en la fase final del puerto. Tan solo nos quedaran por realizar las últimas 4 curvas pero este último tramo se hace realmente largo.
En esta zona del puerto es donde se encuentra el pequeño lago de la imagen llamado Weisssee (2450 m.). Final impresionante como podemos observar.
La media de los 3 kms. no baja del 9%. Después de bordear los 2000 m. de desnivel, la altura desbocada y la fatiga acumulada realmente el final se hace agónico.
En los metros finales la carretera deriva hacia la ladera izquierda de la montaña, donde finalmente se aproxima a las instalaciones de esquí y donde se encuentra algo menguado el glaciar.
Coronamos este impresionante alto a una altura de 2750 m. a pocos metros de la cima de la cima del Weißseespitze (3044 m.).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...