COL DE LA LOZE por (Brides-les-Bains)

Hace apenas un año se decidió asfaltar el primer tramo de "La vía de los 3 Valles", un conjunto de enlaces alpinos de alta montaña situados en la encrucijada del Isère con el paso entre Val Thorens, Mèribel y Courchevel, en la Saboya.
El objetivo del asfaltado es ampliar en exclusiva la oferta cicloturista en meses estivales, ofertando el reto de poder escalar estos impresionantes pasos alpinos que realizados en pruebas profesionales dará el golpe de efecto definitivo para aumentar su popularidad.
Analizando el col de la Loze, puerto de paso entre Méribel y Courchevel tiene una longitud de 21,5 kms. con una media muy exigente del 7,6%, teniendo que superar un desnivel de 1715 mts. Cabe destacar la dureza extrema de sus últimos 6 kms., con porcentajes que superan el 20%.
Fuente: cols-cyclisme.com
La vertiente oeste parte del valle del Doron de Bizel con una orientación hacia el sur, uniendo el gran núcleo del entorno de Méribel con otro gran complejo de deportes de invierno como es Courchevel, que ya pudimos ascender hasta el helipuerto hace algunos años.
El puerto es el tercer paso más alto de la Saboya después de puertos-mito como el col de l'Iseran o el col du Galibier. Partimos de Brides-les-Bains con una orientación hacia el sur.
Pasamos por encima de la D905 a la D90 para desviarnos a la izquierda dirección Les Allues y Méribel. Hasta llegar al pequeño tramo llano de la imagen tendremos que superar casi un km. irregular con una media del 5,5%.
Remontamos el monte realizando 6 largas curvas de herradura. Inicio del puerto de pura ingeniería donde los porcentajes hasta el km. 6 se estabilizan alrededor el 8-9%.
Este primer sector de la ascensión transita por zona de bosque. La carretera D90, que da acceso a las pistas de esquí de Méribel es ancha y se encuentra en buen estado pero suele estar muy masificada por vehículos a motor.
Superamos la última curva de herradura para encarar la subida de forma más rectilínea. Desciende algo la pendiente en el km. 6-7 con un porcentaje del 6%.
A unos 16 kms. para la cima, como vemos en el cartel indicador a la derecha de la calzada llegamos a la localidad de Les Allues ( km. 7).
Salimos de la población. Los porcentajes aumentan el km. siguiente (km. 7-8) entre el 8-9% pero no tiene continuidad posteriormente.
Del km. 8 al 11 nos situamos en la zona más cómoda del puerto. Los porcentajes oscilan entre el 4-6%. Esta zona media del puerto tiene un paisaje de prado junto con infinidad de casas disipadas en las laderas.
En este sector suave superamos las localidades de Chandon, dejándola a la derecha como también los núcleos urbanos de Nantgerel y Le Raffort. Entre estas dos poblaciones tenemos un 3,8% (km. 10-11). A la izquierda tenemos un barranco por donde pasa el río Le Doron des Allues.
Después de superar una curva de herradura en las afueras de Le Raffort, donde se encuentra un telecabina, encontramos la rotonda que nos conduce a Méribel-Village (por la D98).
En nuestro caso, siguiendo las indicaciones, continuamos hacia el norte dirección Méribel. Cabe tener en cuenta que una gran extensión de la montaña son diferentes urbanizaciones con un sinfín de caminos que nos pueden despistar.
A partir del km. 11 vuelve a aumentar la pendiente hasta asentarse entre el 6-7%. Quizá es la zona donde más nos puede molestar la gran cantidad de vehículos, pasos de peatones en la escalada.
Pocos metros después de la imagen debemos girar a la izquierda siguiendo la ruta de helipuerto. Una vez cogido el desvío aumenta la pendiente aproximándose al 8%. Si hubiésemos seguido por la D90 habríamos acabado en el alto de Méribel-Mottaret (1788 m.).
Después de un km. más suave (km. 14-15), a unos 8 kms. para coronar vuelve a aumentar la pendiente hasta el 7-9%. Tendremos que superar las primeras rampas alrededor del 10%.
Finalmente afrontamos el durísimo último sector, donde está prohibido el tránsito de vehículos a motor. La pista se estrecha drásticamente pero como vemos el asfalto está en perfecto estado.
Seguimos el sendero de una pista de esquí del complejo, aunque la media sea del 7-8% si que tenemos las primeras rampas alrededor del 10%.
La primera gran rampa la tenemos en la zona del campo de golf de Méribel, donde después de una curva -la de la imagen- los porcentajes se elevan por encima del 15%.
La rampa tiene continuidad con las cuatro curvas de herradura que vemos en la imágen, que coincide en algún tramo con el recorrido de un circuito de descenso en bicicleta de montaña.
Pasados los últimos 5 kms. hasta coronar llegamos al tramo más duro de toda la ascensión. Dos kms. durísimos con una media inhumana del 11,4% y con máximas al 20%.
Pasada la zona boscosa comentada el paso está mucho más expuesto al viento. Ya tenemos buenas vistas de por donde va la vía y donde culmina el paso.
En este sector de máxima dureza pasamos por el restaurante "La Folie Douce", en la parte derecha de la imagen, junto con el telecabina de Rhodos y el telesilla del helipuerto (imagen inferior).
A fondo de la imagen se puede observar la larga recta que nos conduce hasta la cima. En este sector se encuentra la rampa más empinada, llegando con consistencia por encima del 20%. Una auténtica pared.
El puerto es muy visual en su parte final, con fenomenales vistas del sendero asfaltado como también los grandes macizos alpinos que forman el valle de la Tarentaise.
La  vía de forma caprichosa realiza en exagerado semicírculo pasa dejarnos a las puertas de los dos últimos kms. para coronar.
Aunque exigentes, los dos últimos kms. son bastante más suaves que los anteriores. La sensación es que prácticamente hemos coronado pero todo lo contrario.
Los dos últimos kms. son muy irregulares y alternan zonas de descanso con auténticas paredes. Después de todo el desnivel realizado este final se hace realmente agónico.
Incluso hay un tramo -corto- de descenso y falso llano a algo más de 1 km. para coronar para realizar el último medio km. al 12%.
Cuando estamos realizando esta fase final nos venía a la cabeza la gran dureza comentada por algunos colegas de redes sociales, y realmente estaban en lo cierto. Podemos considerar el paso como uno de los puertos más duros que hayamos realizado.
Finalmente coronamos el paso a una altura de 2304 mts. En la cima se encuentran dos remontadores que finalizan en el col de la Loze junto con un bonito restaurante.
La trascendencia mediática del Tour de Francia provocará, sin duda, que pronto el puerto sea un contínuo peregrinaje de cicloturistas.
La vertiente por Courchevel es similar, con una longitud de 22,5 kms. con una media algo más suave entorno al 6,5%. Tampoco tiene un final tan agónico como el expuesto en este reportaje.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...